DIOS SE DISFRAZA DE JOVEN

DIOS SE DISFRAZA DE JOVEN
Alfonso Francia

imagen para poema

No te disfrazas, Señor,
con disfraz de humanidad… 
No te revistes de hombre,
¡eres hombre de verdad!
Te disfrazas, sí, de pobre
sin pan, cariño y hogar,
y te disfrazas de joven,
así pruebas la hermandad,
de los que dicen seguirte,
seguirte pero sin dar.
Si en mis manos tú te pones…
¡yo en tus manos quiero estar!

Cuento contigo, Señor,
conmigo puedes contar…

Joven, oblígame a amar,
súmate, tú también,
a la aventura de amar
y marcharemos los tres,
por tierra, por aire y mar,
que quien va sembrando amor,
cosecha felicidad.
Quiero ser, joven, tu amigo,
ser tu amigo de verdad,
dejemos, pues, los disfraces,
los disfraces de mentiras,
y risas artificiales,
no importa lo que haya sido,
¡es el tiempo de empezar!;
juntos podemos hacer
senderos de luz y paz,
juntos podemos vivir
con Cristo, su humanidad,
para compartir los tres
fe, esperanza y caridad,
y sembrar juntos después
trigos de fraternidad,
que quite el hambre del pobre
y alimente su ideal,
que quite el hambre de Dios
con el pan de la unidad.

Comments are closed.