Poema del día

correo joven

Corre y vuela

Alfonso Francia

Corre, joven, corre y vuela,

que no te venza el sopor,

ni el cansancio ni las penas,

ni las glorias del Tabor.

Vuela, joven, ¡pide alas,

al Espíritu de Dios…!

Une tu cuerpo a tu alma,

para que ya no sean dos,

como en la misa diaria:

pan y vino se hacen Dios.

Renueva aquí tu alianza:

a  lo de Dios hazlo tuyo,

que lo tuyo Dios lo guarda.

Corre, joven, corre, vuela,

antes que la noche caiga,

y que te ahoguen las penas

o las falsas esperanzas.

Corre, joven, corre, vuela,

si Dios te llena de gracias,

no te empeñes en ser vela.

¡Tú eres sol de la mañana!

Comments are closed.